Caminando sobre el vacío en el renovado primer piso de la Torre Eiffel

Las vertiginosas vistas desde la plataforma de cristal del primer piso de la Torre Eiffel.
Las vertiginosas vistas desde la plataforma de cristal del primer piso de la Torre Eiffel.

París no deja de sorprendernos, en esta ocasión con la renovación de la espléndida « dama de hierro ». La Torre Eiffel, que acaba de cumplir 125 años, presentó esta semana una espectacular primera planta de cristal con un mirador y un pabellón con comercios, un museo y un salón de congresos. Pero el mayor reclamo turístico es la inmensa plataforma de cristal por encima de la cual se puede caminar en un vertiginoso paseo. La gente se ve diminuta desde esta altura, y los turistas se fotografían admirados ante tal original propuesta.

Por otro lado, la primera planta presenta nuevos pabellones más ecológicos y un recorrido museográfico modernizado, y accesible a las personas con movilidad reducida.

El estudio Moaatti-Rivières, encargado de esta brillante renovación tenía como objetivo « integrar al visitante ». Moatti precisó que la renovada primera planta es como « un nuevo núcleo urbano suspendido sobre la ciudad », dispuesto en torno a un vacío « similar a un cráter de volcán ». « Se trata de reinventar la primera planta y el monumento, de hacerlo atractivo no sólo a los turistas extranjeros, sino también a los franceses ». La renovada primera planta se consagra a los turistas con una pequeña zona comercial, baños, restaurante y una sala donde se proyectan documentales que explican la evolución del monumento.

Una vista vertiginosa

El renovado primer piso de la Torre Eiffel ofrece un mirador con vistas únicas e integra al visitante en el monumento.
El renovado primer piso de la Torre Eiffel ofrece un mirador con vistas únicas e integra al visitante en el monumento.

Lo más atractivo de este primer piso renovado de la Torre Eiffel es la inmensa plataforma de cristal que ofrece una vista vertiginosa desde las alturas de la base de la Torre Eiffel y del suelo, situado a 57 metros. Algún pabellón ha sido demolido, como es el caso del antiguo salón Gustave Eiffel, y se ha transformado en un salón de congresos y conferencias. La renovación de los pabellones pretende dejar que la mirada de los visitantes atraviese las fachadas acristaladas y contemplen la ciudad de París.

Como bien afirmaba la alcaldesa de París, Ana Hidalgo, París, lejos de ser una ciudad museo, constituye un museo viviente en el que tienen una presencia activa los visitantes.

Un primer piso más ecológico

Además, se han instalado cuatro paneles solares de una superficie de 10m2 que permiten cubrir la mitad de las necesidades energéticas de la torre. Algunas de estas innovaciones son el agua caliente de los pabellones Ferrié y Eiffel, una reserva de agua de lluvia alternativa al agua corriente instalada en el pabellón Ferrié para alimentar los sanitarios, y dos pequeños aerogeneradores que producirán unos 10 mil kilovatios por año.

La Torre Eiffel : el monumento más visitado del mundo

Recordemos que la Torre Eiffel es el monumento de pago más visitado del mundo. Atraídos por el encanto de París, miles de turistas llegan todos los años para visitar espléndidos monumentos como la catedral de Nôtre Dame, el Museo del Louvre, el Museo de Orsay y la magnífica Torre Eiffel.

Ya en su inauguración en 1889, la Torre Eiffel, con sus 300 metros de alto, había sido toda una revolución en la Exposición Universal de París. Hoy la “dama de hierro” recibe cada año 7 millones de visitantes.

Hasta el momento, los espacios más visitados eran el segundo y el tercer piso, desde donde pueden contemplarse espectaculares vistas de París. Y el primer piso, a pesar de albergar interesantes pabellones, era menos visitado. Aunque uno de los atractivos ha sido siempre el restaurante « 58 Tour Eiffel », un lugar único para comer o cenar cuando se pone el sol sobre París, la ciudad del amor. Pero a partir de ahora se prevé que los visitantes se paren más tiempo en el primer piso de la Torre Eiffel y se rindan a la magia de esta estremecedora experiencia de caminar sobre el vacío.

La plataforma de cristal del primer piso de la Torre Eiffel ha conquistado a los visitantes desde el principio.
La plataforma de cristal del primer piso de la Torre Eiffel ha conquistado a los visitantes desde el principio.